Daniela Paz Díaz Véliz, Digital Marketing Specialist en MACH



Cuéntanos sobre la aplicación MACH…


MACH es una cuenta digital que permite hacer las transacciones de manera mucho más fácil.

Cobrar, pagar o transferir entre MACHers se simplificó gracias al trabajo que hemos puesto en nuestra App. Pero más que eso, para nosotros es una herramienta de inclusión financiera, ya que permite a grandes segmentos de la población acceder a la bancarización de manera gratuita.


Dentro de todos estos años, hemos puesto a disposición de los usuarios diferentes herramientas extras, como por ejemplo una tarjeta visa prepago que le da la posibilidad de comprar internacionalmente a todos nuestros usuarios. También incluimos servicios como el pago de cuentas o la recarga de servicios, tarjeta física, para que tengan en la palma de la mano, todo el control financiero de sus gastos.



¿Cómo te involucraste en el mundo de las apps?


Mi primer trabajo, saliendo de la carrera hace 8 años, fue en una Startup de aplicaciones móviles, donde tenía el cargo de “Social Media”, pero al ser Startup, trabajaba en varios frentes. Lo que más me apasionaba era tener reuniones con los clientes y encontrar el producto de valor y diferencial del sitio web, para que permitiera desarrollar la aplicación, es decir, ser el nexo entre el cliente y los desarrolladores, interpretando las necesidades y expectativas. Yo había participado en cursos de programación de aplicaciones, por lo que podía hablar ambos lenguajes.


Luego, más adelante, desde marketing digital, trabajé en unir ambos mundos, y comencé a entender las diferencias y desafíos que tiene la industria del marketing de aplicaciones versus el digital web.



¿Qué es lo que más te gusta del mobile marketing?


Del marketing digital en general me gusta la inmediatez con la que se pueden ver resultados, la granularidad para abordar diferentes tipos de clientes y el constante cambio y nuevas herramientas que van saliendo en la industria.


En el mundo Mobile, me gusta saber que estoy trabajando en un desarrollo más personalizado en función del usuario y que no solo se torna en ofrecer un servicio o producto. Es decisión de una persona tener una aplicación dentro de su teléfono, que hoy por hoy es lo más cercano que tenemos a un compañero de vida y el desafío real es acompañarlo en cada momento y decisión.



¿Qué se necesita para tener éxito en esta industria?


Ser constante, tener siempre muchas ganas de aprender, siempre estar cuestionando los resultados y metodologías, tener la capacidad de compartir tus conocimientos y de recibir las experiencias de los demás, perder el miedo a equivocarse, desarrollar el pensamiento crítico y el trabajo en equipo; nada se construye ni brilla por sí mismo, siempre es un trabajo colectivo.



¿Qué consideras como un usuario de calidad en MACH?

Un usuario de calidad es aquel que encuentra en MACH una solución financiera robusta, de calidad y sencilla para poder manejar su dinero sin tener que pagar altas comisiones por esto. Cuando ese usuario encuentra el valor, su interacción con la app pasa a ser constante, y sabemos que encontró la herramienta ideal para facilitar su vida financiera, o ciertas partes de esta, y es ahí donde nos transformamos en partners de su economía diaria.



¿Qué estrategias funcionan mejor para convertir las instalaciones en usuarios de gran valor para MACH?


Principalmente trabajar y visualizar los eventos que suceden desde la instalación, tratar de evitar fricciones en el viaje del cliente, segmentar los intereses y usos de la aplicación, y enfocar las campañas a estos eventos de conversión y micro conversión. Esto claramente con un gran trabajo de datos para encontrar insights relevantes.


Nuestra propuesta de valor se basa en ser un banco digital simple, seguro y gratuito; para esto es fundamental descubrir el valor que cada perfil de usuario ve en nuestra app y acompañarlo en el viaje para que lo encuentre. Los datos y un buen ecosistema de interacciones son la clave para que esto suceda.


¿Cómo impactó la pandemia en MACH?


MACH creció mucho en usabilidad, se tuvo que reforzar el sistema de beneficios, y hacer upgrades rápidamente. El número de clientes que necesitan bancarizarse aumentó significativamente y al día de hoy se mantiene la tasa de crecimiento, ya que en estos momentos no pueden pagar en efectivo en los negocios, ni visitar una sucursal bancaria para solicitar una tarjeta o no cumplen con los requisitos para crear una cuenta bancaria, por lo que es mucho más fácil para este segmento adherirse a esta industria que es MACH. 




¿Cuál ha sido tu mayor desafío?


Siempre es un constante desafío poder generar modelos de atribución que sean cada vez más certeros, permear la importancia de que en un conjunto todos los canales de comunicación y medios de publicidad pueden llegar a un fin, pero cada cual cumple un papel distinto en ello, y estos van variando dependiendo de la industria en la que estés y el objetivo a conseguir, incluso la temporalidad.



¿Cómo haces para mantenerte al día con las principales novedades de la industria de mobile ads?


Principalmente trato de estar al día con las nuevas tendencias de la industria, apoyándome en los partners de negocios, tomando capacitaciones, invitaciones a seminarios, webinars o podcasts.


Además, mantengo una red de contactos con los que he trabajado dentro de la industria, donde nos compartimos información de nuevos lanzamientos, estrategias, generamos grupos de discusión sobre herramientas y problemáticas a las que nos enfrentamos y entre todos vamos aportando a este crecimiento del conocimiento colectivo, y también tomando cursos o especializaciones que estén dentro de sitios dedicados al growth o marketing.


¿Qué es lo que ves como la próxima gran tendencia en el mobile marketing?


Growth Marketing ya está en el mercado, creo que esta es la gran tendencia que está creciendo en el mundo del mobile marketing. Una pieza clave será personalizar, segmentar o micro segmentar los usuarios por distintos impulsos o acciones que tengan desde sus dispositivos, generar crecimiento desde la experiencia y convertirlos en goals dentro de la industria.